miércoles, 22 de junio de 2011

EPILEPSIA ( 2º parte)


A lo largo del tiempo se han descripto una amplia variedad de manifestaciones neurológicas en las personas con SED y muchos de estos sintomas tienen su base en defectos inherentes del tejido conectivo.
sin embargo se debe enfatizar que esos problemas son raros y que la mayoria de las personas con SED no experimentan complicaciones neurológicas.

La mayor probabilidad de traumatismo en el parto y la ocurrencia de lesiones intracraneales vasculares puede ser responsables de la epilepsia.Es probable que haya un pequeño incremento en la frecuencia de epilepsia en el SED comparada con la población general , pero es bastante pequeño.

PARA LEER ( en inglés)
Epilepsy in Ehlers-Danlos Syndrome - Jacome - 2005 - Epilepsia
http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/j.1528-1157.1999.tb00742.x/pdf

La epilepsia (del latín epilepsĭa, y este del griego ἐπιληψία, intercepción) es una enfermedad crónica caracterizada por uno o varios trastornos neurológicos que deja una predisposición en el cerebro para generar convulsiones recurrentes, que suele dar lugar a consecuencias neurobiológicas, cognitivas y psicológicas
Es un trastorno cerebral que involucra crisis epilépticas repetitivas y espontáneas de cualquier tipo. Las crisis epilépticas (convulsiones, "ataques") son episodios de alteración de la función cerebral que producen cambios en la atención o el comportamiento y son causadas por una excitación anormal en las señales eléctricas en el cerebro.
En algunas ocasiones, una crisis epiléptica está relacionada con una situación temporal, como exposición a drogas, abstinencia de algunos medicamentos, una fiebre alta o niveles anormales de sodio o glucosa en la sangre. Si las crisis o convulsiones no suceden de nuevo una vez que se corrige el problema subyacente, la persona NO tiene epilepsia.

En otros casos, la lesión cerebral o los cambios en el tejido cerebral llevan a que el cerebro se agite de manera anormal. En estos casos, las crisis epilépticas suceden sin una causa inmediata.

La epilepsia puede ser idiopática, lo que quiere decir que no se puede identificar la causa, en muchos casos no hay ninguna lesión, sino únicamente una predisposición de origen genético a padecer las crisis.. Estas convulsiones generalmente se dan entre las edades de 5 a 20 años, pero pueden ocurrir a cualquier edad. Las personas con esta afección no tienen otros problemas neurológicos, pero con frecuencia presentan antecedentes familiares de convulsiones o epilepsia.

Algunas de las causas más comunes de epilepsia abarcan:
Accidente cerebrovascular o accidente isquémico transitorio ( AIT)
Enfermedades que causan el deterioro del cerebro
Demencia como el mal de Alzheimer
Lesión cerebral traumática
Infecciones (incluyendo absceso cerebral, meningitis, encefalitis, neurosífilis y SIDA
Problemas presentes desde antes de nacer (defectos cerebrales congénitos)
Lesiones cerca del momento del nacimiento (en este caso, las convulsiones comienzan en la lactancia o primera infancia)
Insuficiencia renal o hepática
Enfermedades metabólicas con las cuales los niños pueden nacer (como fenilcetonuria)
Tumores u otras lesiones cerebrales estructurales (como hematomas o vasos sanguíneos anormales)

La gravedad de los síntomas puede variar enormemente, desde simples episodios de ausencias hasta pérdida del conocimiento y convulsiones violentas. Para la mayoría de los pacientes con epilepsia, cada crisis es similar a las anteriores. El tipo de convulsión o crisis epiléptica que una persona experimenta depende de una variedad de cosas, como la parte del cerebro afectada y la causa subyacente de dicha convulsión.

En algunas personas, se presenta un aura, que consiste en una sensación extraña (como hormigueo, sentir un olor que no existe realmente o cambios emocionales), antes de cada crisis.

Un examen físico (que comprende una evaluación neurológica detallada) puede ser normal o puede mostrar funcionamiento cerebral anormal en relación con áreas específicas del cerebro.

Las personas con epilepsia tendrán con frecuencia actividad eléctrica anormal que se observa en una electroencefalografía (EEG). (Una EEG es una lectura de la actividad eléctrica en el cerebro). En algunos casos, el examen puede mostrar el lugar en el cerebro donde empiezan las convulsiones. Las EEG a menudo pueden ser normales después de una convulsión o entre convulsiones, de manera que puede ser necesario efectuar un examen más prolongado.

Diversas pruebas de sangre y otros exámenes para buscar causas temporales y reversibles de las convulsiones pueden abarcar:
Química sanguínea
Glucemia
CSC (conteo sanguíneo completo)
Análisis del LCR (líquido cefalorraquídeo)
Pruebas de la función renal
Pruebas de la función hepática
Pruebas para enfermedades infecciosas

Los exámenes para determinar la causa y localización del problema pueden incluir:
Electroencefalografía (EEG)
Resonancia magnética o tomografía computarizada de la cabeza
Punción lumbar (punción raquídea)

El tratamiento puede incluir cirugía para extirpar un tumor, un vaso sanguíneo anormal o que sangra u otros problemas cerebrales, pero cuidado que na cirugia puede ser peor que la enfermedad en el caso de un afectado por el SED ( hemorragias ).

Los medicamentos para prevenir las convulsiones, llamados anticonvulsivos, pueden reducir el número de crisis futuras. Estos medicamentos se toman por vía oral.
El tipo de medicamento que se utiliza depende del tipo de convulsión que esté teniendo y es posible que se tenga que ajustar la dosis de vez en cuando.
Algunos tipos de convulsiones responden bien a un medicamento y pueden responder muy poco (e incluso empeorar) con otros. Es necesario vigilar algunos medicamentos con relación a sus efectos secundarios y niveles en la sangre, esto mismo ocurrió con mi hijo y no absorvía bien el medicamento no sabemos si era por la mala absorción intestinal que ya tenia, pero esto mismo lo salvó ya que la médica que lo atendía era una improvisada y casi lo deja discapacitado.
Es muy importante que usted se tome el medicamento a tiempo y en la dosis correcta. La mayoría de las personas que toman estos fármacos necesitan chequeos y exámenes de sangre regulares para verificar que estén recibiendo la dosificación correcta.
Usted no debe dejar de tomar ni cambiar los medicamentos sin hablar primero con el médico.

La epilepsia que no mejora después de haber ensayado con dos o tres anticonvulsivos se denomina "epilepsia resistente a fármacos".
Ciertas personas con este tipo de epilepsia se podrían beneficiar de la cirugía cerebral para extirpar las células cerebrales anómalas que están provocando las convulsiones.
A otras les puede ayudar el uso de un estimulador del nervio vago, un dispositivo que se implanta en el pecho (similar a un marcapasos cardíaco). Este estimulador puede ayudar a reducir el número de convulsiones, pero rara vez las detiene por completo.



Los pacientes deben portar placas de alerta médica para que puedan obtener el tratamiento médico oportuno si se presenta una convulsión. 

 Es probable que algunas personas con ciertos tipos de convulsiones puedan reducir o suspender por completo sus medicamentos anticonvulsivos después de no tener ninguna convulsión durante varios años. Ciertos tipos de epilepsia en la niñez desaparecen o mejoran con la edad, por lo regular a finales de la adolescencia o hacia los 20 años.

Para algunas personas, la epilepsia puede ser una afección de por vida. En estos casos, es necesario continuar con los fármacos anticonvulsivos.

La muerte o daño cerebral permanente a causa de las convulsiones es infrecuente pero puede ocurrir si la convulsión es prolongada o si se presentan dos o más convulsiones en un período corto (estado epiléptico). La muerte o el daño cerebral son, más a menudo, causados por la falta prolongada de respiración, lo cual lleva a la muerte del tejido cerebral por falta de oxígeno. Existen algunos casos de muerte súbita e inexplicable en pacientes con epilepsia.

 Posibles complicaciones

Problemas de aprendizaje
Inhalación de líquido a los pulmones que puede causar neumonía por aspiración
Lesiones causadas por caídas, golpes o mordida autoinfligida durante una convulsión
Lesiones durante una convulsión mientras se está conduciendo u operando maquinaria
Muchos medicamentos antiepilépticos producen defectos congénitos, por lo que las mujeres que desean quedar embarazadas deben informar a su médico con anterioridad para ajustarlos
Daño cerebral permanente (accidente cerebrovascular u otro daño)
Convulsiones prolongadas o numerosas sin recuperación completa entre ellas (estado epiléptico)
Efectos secundarios de los medicamentos

 FUENTES
http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000694.htm

http://www.google.com.ar/imgres?imgurl=http://www.psiquiatriageral.com.br/epilepsia/imagens/epilepsia03.jpg&imgrefurl=http://www.ymipollo.com/~yenicel/158606.epilepsia.html&usg=__VhJUDI_9BKCYAgxxMZ7_Mfi8Hbw=&h=308&w=406&sz=67&hl=es&start=15&sig2=GtaulLrNceft0cdyN74aJw&zoom=1&um=1&itbs=1&tbnid=Jfyafx04OL6bBM:&tbnh=94&tbnw=124&prev=/search%3Fq%3Depilepsia%26um%3D1%26hl%3Des%26biw%3D1024%26bih%3D656%26tbm%3Disch&ei=3GgBTvGSDNSftwfZpvWeDg

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Butterfly Landing On PointerMonarch Butterfly 2Cute Pink Flying ButterflyCute Pink Flying ButterflyRed ButterflyZebra